Piden a EE. UU. que actúe en caso de espionaje del Ejército colombiano

En una carta enviada al Departamento de Estado y a la embajada de EE. UU. en Bogotá, 15 ONG estadounidenses le piden a la administración de Donald Trump llegar al fondo del más reciente escándalo de interceptaciones del Ejército colombiano y suspender la ayuda a toda unidad o individuo que se haya visto involucrado.

Así mismo, sostienen que se debe suspender toda ayuda militar y en inteligencia si el Estado colombiano no remueve de manera inmediata a los implicados.

La carta está firmada por la Oficina en Washington para Latinoamérica (Wola), el Centro para la Justicia y el Ley Internacional (Cejil) y el Grupo de Trabajo para Latinoamérica (LAWG) y otros.

(Lea también: La pelea de Trump con Twitter por unos tuits ‘engañosos’)

En la misiva, los firmantes expresan gran preocupación por el espionaje contra más de 130 personas, entre ellos políticos, defensores de derechos humanos, líderes sindicales y periodistas.

«El espionaje es mucho peor que una invasión de la privacidad. Apuntarle a la oposición, a periodistas a funcionarios judiciales y a defensores de derechos humanos conduce a asesinatos, ataques y amenazas. La persistencia de esta conducta sugiere que un importante sector de las fuerzas armadas e inteligencia -y de la clase política- no aprecia el rol fundamental» que estos juegan en una democracia.

Expresa también preocupación por el uso de equipos estadounidenses utilizados para este tipo de espionaje y que se haya incluido como blancos a comunicadores de ese país, entre ellos reporteros del New York Times y del Wall Street Journal.

(Lea también: ¿Cómo queda Guaidó tras decisión del Supremo de anular su presidencia?)

La queja de las ONG es muy similar a la que ha venido elevando el congresista estadounidense Jim McGovern, y fue el tema de un foro organizado por Wola con congresistas colombianos la semana pasada.

En su carta las organizaciones plantean 6 recomendaciones adicionales a la suspensión de la ayuda para unidades y militares implicados.

Piden, por ejemplo, que apoyen la creación de una grupo de expertos bajo el paraguas de la CIDH para que investigue y recomienda medidas que eviten la repetición de este tipo de incidentes.

Así mismo que presionen a Colombia para que adelante una revisión de su doctrina militar que promueva una cultura en la que se entiende el rol que juegan los defensores de derechos humanos, periodistas y líderes sociales en una democracia.

También, que se proteja a las víctimas del espionaje y se purguen los archivos de inteligencia de todo documento existente sobre ONG y que se revele el verdadero alcance que ha tenido el espionaje contra la sociedad civil y sus responsables.

(Lea también: ‘No podemos desmantelar el orden multilateral’: Josep Borrell)

Pide, a su vez, que las agencias de inteligencia de EE. UU., entre ellas la CIA y NSA, le informen al Congreso si estaban al tanto del espionaje y se cooperaron con los funcionarios colombianos en la interceptación.

SERGIO GÓMEZ MASERI
CORRESPONSAL DE EL TIEMPO
WASHINGTON

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *