Europa se alista para una Navidad riesgosa ante el covid-19


“No puedo decir que la Navidad será normal este año, pero en un periodo de adversidad, el tiempo que se pasa con los seres queridos es aún más valioso”, afirmó recientemente el premier británico, Boris Johnson, al anunciar la flexibilización de algunas de las restricciones por la pandemia del covid-19 desde este miércoles, cuando expira el actual confinamiento en Reino Unido.

(Lea también: Las drásticas medidas en Europa para frenar segunda ola de coronavirus

Los países europeos estudian diferentes medidas ante el temor de que las fiestas de Navidad puedan propagar aún más el coronavirus, luego de que el continente registró la semana pasada la cifra más alta de muertes (6.000 en un solo día).

Fue, justamente, a principios de diciembre de 2019 cuando los habitantes de Wuhan (China) empezaron a desarrollar síntomas parecidos a los de una neumonía, ignorando que eran portadores del covid-19, que en un año ha matado a 1,4 millones de personas, confinó al planeta y arrasó con la economía mundial.

Una nueva distensión de las restricciones parece ser la dinámica a seguir por la mayoría de países europeos, pese a las advertencias de no bajar la guardia. Ya la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, insistió en el potencial peligro que implicaría una distensión precipitada. “Debemos aprender del verano y no repetir los mismos errores, relajándonos demasiado rápido”, recordó.

(Le puede interesar: Desbordado por el covid-19, Estados Unidos todavía espera lo peor

Coronavirus en Alemania

En Alemania (foto) se mantienen los estrictos protocolos para detectar posibles contagios de covid-19.

Francia, que superó el martes pasado las 50.000 muertes, y Reino Unido, que alcanzó ese mismo día la mayor cifra diaria de fallecidos (696) desde mayo, buscan darle un progresivo fin a las restricciones con la reapertura de los comercios y la flexibilización para movilizarse durante la Navidad.

Y aunque Alemania aún sostiene protocolos severos debido a las cifras récords de muertes en un mismo día (426), la canciller Angela Merkel anunció que espera que entre el 23 de diciembre y el 1.º de enero se otorgue una cierta relajación de las medidas.

“Estamos viendo unas segundas olas de rebrotes en algunos países del mundo que hacen que, potencialmente, pudiéramos ver un decrecimiento de casos desde la segunda semana de diciembre y que se mantenga hasta enero o, incluso, febrero”, le dijo a EL TIEMPO el médico epidemiólogo y académico de la Universidad del Rosario Carlos Trillos, quien dijo que “las medidas de flexibilización en una época de fiestas podrían generar un posible crecimiento tanto de casos como de fallecimientos”.

(Lea también: La Unión Europea espera comenzar vacunación en diciembre

Las medidas de flexibilización en una época de fiestas podrían generar un posible crecimiento tanto de casos como de fallecimientos

«Una cuestión de especial cuidado en países como Francia, Italia, España o Reino Unido. Por eso, el levantamiento de las medidas debe ser controlado”, puntualizó.

Para Jorge Martín Rodríguez, doctor en ciencias de la salud pública y profesor de la Universidad Javeriana, el papel de los gobiernos en torno al control restrictivo es fundamental para evitar contagios o muertes masivas.

“Es muy importante que más que hablar de la prevención individual, los gobiernos asuman la responsabilidad del control de la pandemia. Es muy errático mandar mensajes contradictorios diciéndole a la población que se cuide, pero que se relaje, que se reúna, que disfrute de las fiestas en familia sabiendo que aún no hay una vacuna”, explicó.

Según el portal digital de estadísticas Worldometers, haciendo una proyección con los datos actuales, para el 1.º de marzo de 2021, solamente en Europa y Asia Central, las muertes alcanzarían un alza del 404 por ciento por cuenta de una mayor flexibilización de las medidas actuales. De potenciarse el aislamiento restrictivo y el uso de tapabocas, esta cifra variaría a solo un 91 por ciento.

(Le puede interesar: Alemania espera empezar su plan de vacunación en diciembre

“Permitir los encuentros sociales es perjudicial de cara a los rebrotes, soportados, además, por el desgaste de las personas que, luego de tantos meses, se relajan en no usar el tapabocas cuando se reúnen con sus familiares, en no mantener un correcto distanciamiento o en no lavarse frecuentemente las manos como antes”, dice Martín.

Coronavirus en Francia

Este sábado reabrieron los comercios en países como
Francia.

Pero el temor por un nuevo pico de contagios no solo está en la orilla donde el invierno y los récords de fallecimientos se hacen presentes. “Si nos vamos al cono sur, para diciembre, estaremos en un verano fuerte que se suma a las épocas vacacionales, por lo que ante la falta de medidas restrictivas el número de contagios podría dispararse”, explica Trillos.

A su vez, Diego Rosselli, profesor de epidemiología clínica y bioestadística, señala que un nuevo pico podría deberse “más que a los cambios estacionales, a las dinámicas culturales”. “Por ejemplo, el Día de Acción de Gracias en EE. UU. el colapso de encuentros se hizo evidente. Aquí la clave es la disciplina y no bajar la guardia”, aclaró.

Los casos de covid-19 registrados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) superaron el viernes la barrera de los 60 millones, mientras que se registraron 11.200 nuevas muertes en ese lapso de 24 horas, la tercera cifra diaria más alta en lo que va de pandemia.

(Lea también: Francia supera pico de segunda ola de covid-19, según agencia de salud

Aunque la curva de contagios diarios a nivel global mantiene su descenso, los expertos coinciden en que hasta tanto no se tenga una vacuna no se debe bajar la guardia, ya que los casos no registrados son “potencialmente riesgosos”.

Según Trillos, es probable que se tengan “vacunas disponibles para el primer semestre del año entrante”. “Incluso el presidente francés, (Emmanuel Macron), insistió en que para finales de diciembre tendrían una disponible. Pero, para lograr una inmunidad global, estas deben aplicarse en el 60 por ciento de la población, lo que tardaría todo el 2021 y una parte del 2022”, sentenció.

STEPHANY ECHAVARRÍA NIÑO* 
Subeditora internacional
EL TIEMPO 
*Con información de Efe y AFP

– Oxford ensayará fármaco para la gota como tratamiento para la covid-19
– El reto de llevar la vacuna del coronavirus a toda América Latina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *