La vacuna rusa Sputnik V se probará y producirá en Venezuela


Sputnik V, la vacuna rusa contra el covid-19, llegó al hemisferio occidental, específicamente a Venezuela. Al mediodía de este viernes, desembarcaron las cajas con el primer lote de 2.000 vacunas, en el aeropuerto internacional de Maiquetía, que sirve a la ciudad de Caracas.

(Le puede interesar: Venezuela firmó confidencialidad para probar vacunas de Rusia y Cuba)

«En un acontecimiento que no dudamos en catalogar como histórico para nuestra patria”, dijo la vicepresidenta Delcy Rodríguez, quien acudió al recibimiento en representación del régimen de Nicolás Maduro, junto con el ministro de Salud, Carlos Alvarado, y el canciller Jorge Arreaza.

El cuestionado mandatario venezolano había anunciado a finales de agosto que Venezuela participaría en la fase 3 para el desarrollo de la vacuna rusa. «En los próximos días pediremos los voluntarios que hacen falta para ponerse la vacuna y participar por Venezuela en la fase 3 del Sputnik V», dijo Maduro el 30 de agosto.

Posteriormente aseguró que el primer lote llegaría en septiembre, cuando iniciarían los ensayos clínicos.

(Lea aquí: Putin le ofrece gratis a la ONU la vacuna rusa contra el covid-19)

Pero no fue sino hasta este 2 de octubre cuando arribó, poco después de que el presidente estadounidense Donald Trump anunciara haber dado positivo para covid-19 y que el Centro Nacional de Investigación de Epidemiología y Microbiología Gamaleya de Rusia aprovechara para promocionar su vacuna, al afirmar estar listo para ayudar a Trump.

Venezuela

Nicolás Maduro anunció a finales de agosto la participación de Venezuela en la fase 3 del desarrollo de la vacuna Sputnik V.

El ministro Alvarado, aseguró que las pruebas arrancarían este mismo mes, en Caracas. «La Federación de Rusia tiene un universo de más de 40.000 personas en el mundo en las cuales está aplicando esta fase III, y Venezuela fue escogido para la aplicación de 2.000 personas, que van a estar incluidos en este ensayo en Venezuela que comenzamos en los próximos días», señaló Alvarado.

Los desarrolladores aseguraron que la vacuna se puede administrar solo a personas de grupos de riesgo y bajo un control estricto.

(Lea también: Trump promete vacunas para todos los estadounidenses en abril)

A pesar de que el régimen insiste en que es segura, el escepticismo predomina en buena parte de la población venezolana, que, tras conocerse la noticia, se volcó a las redes sociales con comentarios que condenaban que se usara a la población de este país como “conejillos de indias” o “ratas de laboratorio”.

También hay quienes condenan que se utilice solo para beneficiar al círculo íntimo del régimen y sus allegados.

“No sería ético hacer seleccionamiento basado en política. Debe incorporar una muestra representativa de la población”
, trinó el infectólogo Julio Castro, miembro de la comisión de expertos que conformó el líder opositor Juan Guaidó –reconocido como presidente interino por 50 países- para combatir el covid-19.

(Además: Trump cree en una vacuna para octubre y contradice a experto en salud)

No es la solución para modificar el curso de la epidemia en este momento en Venezuela

“No es la solución para modificar el curso de la epidemia en este momento en Venezuela, es solo un estudio”, acotó Castro.

Hasta la noche del jueves, en Venezuela se habían reportado 76.029 casos positivos del covid-19, de los cuales se recuperaron 66.245 y fallecieron 635. La Sputnik V también podría producirse en Venezuela, aunque de esto no se ofrecieron mayores detalles.

«Queremos además confirmar que no solamente vamos a participar en los ensayos clínicos de la fase III de la Sputnik V, sino que también, gracias a la cooperación estratégica entre Venezuela y Rusia, vamos a participar del suministro seguro para nuestro pueblo y también de la producción de la vacuna en Venezuela«, dijo Rodríguez.

ANDREINA ITRIAGO
Corresponsal de EL TIEMPO
CARACAS

Le puede interesar

– Movimiento antimascarillas, nuevo dolor de cabeza para el mundo
 La pandemia en Europa será ‘más dura’ en octubre y noviembre: OMS
– ‘La interrupción de los ensayos de vacuna de Oxford no es un revés’

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *