Tres personas detenidas por tragedia ocurrida en universidad boliviana


Este martes se dieron a conocer las imágenes de varios jóvenes que cayeron del cuarto piso de la Universidad Pública de El Alto (Upea) en Bolivia. Una tragedia que hoy enluta al país y que, de acuerdo con testimonios de los padres de familia, pudo haberse evitado si no se hubiera convocado una asamblea extraordinaria. 

Como se puede observar en los videos,  una multitud de estudiantes se encontraba discutiendo, al parecer, por la cancelación del encuentro en el cuarto piso del plantel estudiantil cuando una de las barandas cedió, haciendo que varias personas cayeran casi 17 metros. Siete de ellas fallecieron y otras cuatro resultaron heridas. 

(En contexto: Tragedia: baranda de edificio se dañó y jóvenes cayeron al vacío).

Este miércoles padres y personas que se solidarizaron con el dolor de las familias afectadas se reunieron a las afueras de la universidad para exigir justica y el cierre definitivo de la institución. 

«Que se cierre este nido de corrupción», dijo a Efe Emma Cahuaya, madre de un universitario que asistió a la asamblea estudiantil. 

«Hay jóvenes que han visto (la caída) y están traumados porque, incluso, cuando uno de ellos impactó contra el piso logro pararse para morir momentos después», explicó la mujer a Efe.

(De interés: Conductor atropelló a ladrón que había robado a una mujer).

Muchos padres de familia concuerdan en que la tragedia se podía evitar, pues aseguran que la universidad presionó a los estudiantes para que asistieran a la asamblea, amenazándolos con multas en caso de no asistir.

Bolivia UPEA

Padres de familia se reunieron a las afueras de la institución para exigir justicia. 

Los capturados

La investigación determinó que se produjo una pugna entre dos frentes tras la asamblea convocada en un patio de la universidad. Discusión que luego se trasladó hasta las oficinas de una de las carreras de la facultad financiera en un cuarto piso, donde hubo forcejeos.

(Además: ¿Cuántas vacunas se están poniendo por día en los países de la región?).

Así las cosas, la Fiscalía de Bolivia dio orden de captura a tres de los ocho dirigentes de la Upea que convocaron al encuentro. Un evento que, debido a la pandemia, nunca debió realizarse.

«Vamos a emitir la imputación formal por el delito de homicidio y lesiones graves y gravísimas, vamos a solicitar la detención preventiva», explicó el fiscal departamental de La Paz, Marco Antonio Cossío.

Aunque las autoridades hacen todo lo posible por adelantar las investigaciones, no han podido acceder a información específica porque algunas oficinas están cerradas y no están atendiendo al público.

(Siga leyendo: Los lujos de Tony, el heredero ‘favorito’ de Fidel Castro).

De hecho, el comandante general de la Policía, Jhonny Aguilera, aseguró en una rueda de prensa que tiene información de que las directivas de la institución han dado instrucciones a los trabajadores de no dar declaraciones públicas sobre el suceso. 

En cuanto a la investigación, tanto la Fiscalía como la Policía de ese país se centran en establecer las razones por las que se convocó a dicha reunión y el porqué hubo presiones para conseguir la asistencia de los estudiantes. Acusación en la que también están implicados algunos docentes.

Tendencias EL TIEMPO
*Con información de EFE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *