Congreso de EE. UU. aprueba plan de estímulo económico de Joe Biden


La Cámara de Representantes de Estados Unidos aprobó este miércoles el paquete de rescate fiscal de 1,9 billones de dólares lanzado por el presidente, Joe Biden, para amortiguar la crisis provocada por la pandemia.

La propuesta, que ya había sido aprobada por el Senado y salió adelante con el rechazo frontal de la oposición republicana.

El resultado final fue de 220 votos a favor, todos demócratas, y 211 en contra, todos republicanos más un legislador progresista. 

El proyecto de ley incluye nuevos pagos directos de 1.400 dólares a los contribuyentes que tengan ingresos inferiores a los 75.000 dólares anuales por persona, una cantidad superior a los cheques de 600 y 1.200 dólares que se entregaron en los anteriores paquetes de estímulo.

Amplía, asimismo, hasta comienzos de septiembre las ayudas al desempleo, de 300 dólares semanales, ya que los actuales fondos expiran el 14 de marzo, fecha límite que se habían marcado tanto la Casa Blanca como los demócratas en ambas cámaras para tener el proyecto finalizado.

Además, el paquete asigna 350.000 millones de dólares para Gobiernos locales y estatales, 170.000 millones para la reapertura de las escuelas, 14.000 millones de dólares para fortalecer el plan de vacunación y otros 46.000 millones de dólares para el sistema de pruebas para la detección del coronavirus.

El rescate impulsado por Biden se unirá al de 900.000 millones de dólares que el Congreso impulsó en diciembre y al de 2,2 billones de dólares, el mayor de la historia del país, en marzo de 2020, bajo la Presidencia del republicano Donald Trump.

El plan de estimulos, en contexto

La cantidad da vértigo: 1,9 billones de dólares, el equivalente al PIB de Italia en 2020. Un monto suficiente para tener un impacto considerable en el crecimiento, según los economistas, y sobre la vida de millones de estadounidenses.

(Le puede interesar: Estados Unidos otorga un estatus de protección temporal a venezolanos)

Estados Unidos necesita «desesperadamente» estas medidas para salir de la crisis provocada por la pandemia, dijo Joe Biden sobre este plan. Los republicanos se opusieron a esta iniciativa, y denunciaron medidas de «extrema izquierda» que van más allá de la lucha contra la crisis causada por el coronavirus.

El plan de Biden superó una etapa decisiva el martes por la noche con el voto de proceso en la Cámara: 219 demócratas aprobaron las normas que regularán la votación final, mientras que 209 republicanos y un demócrata las rechazaron.

«Es una ley notable, histórica, que conducirá a una transformación profunda y permitirá avanzar mucho en la lucha contra el virus y responder a nuestra crisis económica», aseguró el martes la presidenta demócrata de la Cámara, Nancy Pelosi.

Señal de su confianza, varios jefes demócratas estuvieron junto a ella en esta conferencia de prensa con tonos triunfalistas… antes incluso de la votación.

(Lea aquí: Apertura en cinco estados de EE. UU., un dolor de cabeza para Biden)

Es una ley notable, histórica, que conducirá a una transformación profunda y permitirá avanzar mucho en la lucha contra el virus y responder a nuestra crisis económica

Joe Biden

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden.

Foto:

SHAWN THEW. EFE

Efectos de la pandemia en la economía

Un año después de que la pandemia irrumpiera, provocando una grave crisis económica que dejó millones de desempleados, por lo cual el proyecto también contempla fondos para la vacunación.

En 2020 la economía estadounidense sufrió un colapso espectacular con una contracción de 3,5% del PIB, una crisis sin precedentes desde 1946.

Según la Oficina de Presupuesto del Congreso (CBO), el mercado laboral volverá a su nivel previo a la pandemia recién en 2024, si no se aplica una medida de estímulo.

Según la Casa Blanca, esta legislación «histórica» puede crear hasta 7 millones de nuevos empleos este año y va a ayudar a salvar vidas y también a reducir la pobreza infantil.

(Le puede interesar: ¿Qué dice la teoría de QAnon sobre el regreso de Donald Trump?)

La Casa Blanca indicó que espera que la legislación ahora sea enviada al presidente el jueves y que la promulgación sea el viernes.

AFP

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *