Niño, de 2 años, habría sido abusado y asesinado por su padre


Hay indignación en Argentina por el caso de un niño, de dos años, quien murió el pasado viernes 19 de marzo.

Al parecer, su padrastro lo golpeaba y abusaba de él.

Pamela Palacios, madre del menor identificado como Thiago, lo llevó al centro de salud Sanguinetti, señalando ante las autoridades médicas que, al parecer, se había ahogado con la comida.

Justo después, el niño fue trasladado con urgencia al Hospital Pediátrico Federico Falcón, donde falleció.

(Le puede interesar: ‘Que un padre le hable mal a su hijo del otro progenitor es maltrato’).

El medio local ‘Pilar a Diario’ informó que la madre de Thiago fue cuestionada y puesta en libertad.

Mientras tanto, el principal sospechoso es Ariel Farías, el padrastro del menor.

(¿Nos visita desde la app de EL TIEMPO? Vea la ubicación aquí).

El hombre fue detenido el 20 de marzo y, durante la primera indagatoria, se declaró inocente.

De acuerdo con información publicada por el periódico ‘El Universal’, de México, una fuente judicial reveló que el hombre “negó los hechos, dijo que nunca se quedaba solo con el menor, que no era un enfermo mental que le haga esas cosas a un niño, que ayudaba a criarlo”.

(Siga leyendo: Revelan conmovedor video de la pequeña Sara Sofía antes de desaparecer).

Varias protestas se han desatado en la localidad de Pilar, Argentina, donde los habitantes exigen justicia para Thiago. Además, solicitan que la madre también sea detenida, pues, con la coartada del presunto inconveniente de salud del pequeño a raíz de la comida, pretendía encubrir a Ariel.

(¿Nos visita desde la app de EL TIEMPO? Vea la ubicación aquí).

Entretanto, el diputado argentino Francisco Sánchez anunció, en su cuenta de Twitter, que presentará un proyecto de pena de muerte para los criminales, motivado, según dijo, por este atroz caso.

(¿Nos visita desde la app de EL TIEMPO? Vea la ubicación aquí).

(Continúe leyendo: Comisión de la Verdad recibe otro informe de violencia a personas LGBT).

Tendencias EL TIEMPO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *